domingo, 27 de diciembre de 2009

¿Unidad Nacional o Unión Democrática?

Por Maximiliano Basilio Cladakis - Agora a diario

Hace unos meses, Joaquín Morales Sola criticó a Kirchner por tener como principales aliados a sindicalistas y piqueteros en vez de a empresarios. Es de imaginar que al periodista del diario de los Mitre, le debe caer mucho más en gracia Duhalde, ya que este sí busca tener el apoyo político del alto empresariado, tanto nacional como internacional, y nunca de sindicalistas o piqueteros (¿alguien considera realmente a Barrionuevo un sindicalista?). En las últimas semanas, el ex senador devenido en presidente a partir de las intrigas políticas, buscó la bendición de sectores tales como la Cámara de Comercio Argentino-Británico y la UIA. Precisamente, frente a representantes de esta última, hace unos días, lanzó su eslogan de "Gobierno de Unidad Nacional".

El ex "cacique" del Conurbano sostuvo la necesidad de un acuerdo entre las distintas fuerzas políticas para reconstruir la Nación. De aquí, pueden surgir, al menos, dos preguntas. Primero ¿a qué fuerzas políticas se refiere para esa supuesta reconstrucción? Segundo, ¿qué es lo que hay que reconstruir de la Nación? Con respecto a la primera pregunta, Duhalde las mencionó directamente. Las fuerzas que deben confluir en el Gobierno de Unidad Nacional son: el PJ disidente, la Coalición Cívica y la UCR. Es decir, que, obviamente, el kirchnerismo queda afuera de dicho Gobierno. No es casual esto, lo que nos lleva a la segunda pregunta. En efecto, el kirchnerismo queda fuera del "gran acuerdo" porque lo que hay que reconstruir de la Nación gira en torno a los "horrores" cometidos por este. La Unidad Nacional es una unidad contra esta fuerza política.

Queda claro, por lo tanto, que el sueño de Duhalde, aunque él no lo diga, no es sino el surgimiento de una nueva Unión Democrática. Si en los años '40 y '50, el gran monstruo al que había que combatir, dejando las diferencias partidarias (¿e ideológicas?) de lado, era el peronismo, ahora ese monstruo se llama kirchnerismo. Imaginemos que esa nueva Unión Democrática lograra conformarse. Ella buscaría (como lo buscan ahora pero de manera individual) el apoyo del alto empresariado, de la Iglesia y del "Campo", lo que nos habilitaría a decir aquello que, en el 18 Brumario, Marx le atribuía a Hegel: la historia se repite.

Radicales, progresistas, conservadores ¿peronistas? (esto es quizás la única novedad), conformando un frente único que, con el apoyo de las grandes corporaciones, luche contra un movimiento nacional y popular. Faltarían los militares y el cuadro estaría completo.

1 comentario:

MONA dijo...

Siiii... se parece a la Unión democrática.
El ex presidente Eduardo
Duhalde reiteró que
se presentará a las elecciones presidenciales de 2011 si las
encuestas le indican que es el mejor candidato para cumplir con su
objetivo de "echar a Néstor Kirchner" del poder. "Voy a apoyar en el 2011 a quien esté mejor instalado. Y si me toca a mí no le saco la cola a la jeringa". Le faltó decir que se siente apoyado por Barrionuevo, que siempre le responde SI...
Si Duhalde se postulara como una opción seria, tal vez se podría respetar su candidatura. Pero no. Ya empezó mal. Va en contra de los K. Y cada empresa que cualquiera asuma "en contra de" tiene destino de fracaso. Y esto no lo digo sólo yo. Figura en los buenos libros de management. Cuando la motivación es el temor, la gente se suma y se halla unida, pero a corto plazo. Le sirve por corto tiempo renegar, quejarse, denunciar. Por ej. las campañas "contra" la droga, o contra el alcohol... Fijate que ningunas se mantienen tiempos prolongados. Porque el problema se deposita en el “otro”.
Pero la mayor motivación es la aspiración. Cuando varias personas se unen en un propósito compartido, se produce una sinergia entre ellos, que logra producir más que la suma de las partes. La satisfacción que logran, va ampliando y mejorando los objetivos a la vez que desarrolla las capacidades de las personas. O sea, aprenden de sus propias prácticas,, por lo tanto, responden de lo que hacen, en vez de señalar culpas afuera.
Uau!!! Me fui a la miércoles…
Quise decir que Duhalde no va... no sirve... no es...